Páginas

jueves, 23 de marzo de 2017

Filosofía en el Aula de Convivencia

                                                                                             
    En alguna entrada anterior ya hemos explicado como aplicamos estrategias y materiales específicos de la filosofía en el trabajo con alumnado en el Aula de Convivencia para el desarrollo de habilidades cognitivas, dialógicas, sociales y emocionales. En las ocasiones anteriores hemos presentado recursos procedentes de la propuesta didáctica "Filosofía para Niños" y ahora compartimos nuestra última incorporación, materiales de práctica filosófica elaborados por Oscar Brenifier, filósofo especializado en talleres en los que intenta que los participantes se cuestionen y practiquen el diálogo. En este enlace (Instituto de Prácticas Filosóficas) hay numerosos libros de este autor para descargar; para el Aula de Convivencia os recomendamos "El diálogo en clase", "Cuaderno de ejercicios filosóficos" y las distintas recopilaciones de cuentos que incluye.

Fomentando la solidaridad

   En el Abula consideramos que la solidaridad es un valor imprescindible para la construcción de la convivencia positiva que buscamos. Este es un valor personal que supone la capacidad que tienen los miembros que pertenecen a una comunidad de actuar como un todo. Esto se produce porque los miembros comparten intereses y necesidades entre sí, gracias a los lazos sociales que les unen. La solidaridad se basa en el respeto y la empatía que nos conduce a comprender que el otro necesita de nuestra colaboración o apoyo.
    Para fomentarla organizamos actividades solidarias, como nuestra carrera popular por las calles de la localidad; el dinero recaudado con las inscripciones este año va destinado a "Pídeme la Luna", asociación cuyo objetivo es hacer que se cumplan los sueños e ilusiones de los niños de la unidad de oncología del hospital. Aquí dejamos algunas fotos de la de este año:

                          
  
                                   
    Además, colaboramos en la difusión de las actividades solidarias que desde el Ayuntamiento de Vilches o asociaciones de la localidad o la comarca se organizan. Ahora estamos con estas:   
             
   Y por supuesto, incluimos en el trabajo diario actividades educativas relacionadas con este valor. Os dejamos aquí algunos enlaces con materiales:

miércoles, 1 de marzo de 2017

Concurso de debate

    En la Semana Cultural del Abula de este año se ha celebrado un concurso de debate entre alumnado de 4º de ESO sobre el tema: ¿teléfono móvil con conexión a internet antes de los 14 años?. Se ha desarrollado siguiendo las reglas habituales en los concursos de debate escolar, por lo que los participantes conocían previamente el tema pero no la posición que les iba a tocar defender a cada equipo ya que esto se sortea en la misma sesión.

               

   El debate escolar es una actividad con buena acogida entre el alumnado y con un gran potencial educativo ya que se trabaja la investigación sobre un tema, la cooperación con los miembros del equipo, el respeto al que piensa diferente, el cumplimiento de normas, la empatía, la argumentación, el autocontrol y el atreverse a hablar en público, entre otras destrezas. En la magnífica web aprender a debatir hay multitud de materiales sobre debate escolar que os pueden ayudar a preparar y desarrollar esta actividad.
                 

    Una de las fases del concurso es la interpelación en la que el público plantea preguntas a los equipos. Como, además de alumnado de 1º y 2º de ESO, asistieron familiares de alumnos, se generó una interesante contraposición de perspectivas sobre el tema. Además, aprovechamos la ocasión para proyectar algunos vídeos sobre los riesgos y el buen uso de las redes sociales.

 
    Fue una actividad divertida y que posibilitó que nos juntáramos todos los sectores de la comunidad educativa.  !REPETIREMOS!

Neuroeducación

    En nuestro intento de fundamentar la práctica docente en evidencias y no en ocurrencias llegamos a la neuroeducación, disciplina o transdisciplina que promueve una mayor integración de las ciencias de la educación con las que se ocupan del desarrollo neurológico.


    Uno de los máximos referentes en este campo en España, Francisco Mora, autor del libro Neuroeducación. Solo se puede aprender aquello que se ama, recoge en una reciente entrevista algunos de hallazgos en este campo con gran incidencia en nuestro trabajo (pincha aquí para acceder a la entrevista completa). Algunas de las ideas que más nos han impactado son:
  • La educación tampoco ha cambiado en los últimos 200 años y ya disponemos de algunas evidencias que hacen urgente esa transformación. Hay que rediseñar la forma de enseñar
  •  Hoy comenzamos a saber que nadie puede aprender nada si no le motiva. Es necesario despertar la curiosidad, que es el mecanismo cerebral capaz de detectar lo diferente en la monotonía diaria. Se presta atención a aquello que sobresale. Estudios recientes muestran que la adquisición de conocimientos comparte sustratos neuronales con la búsqueda de agua, alimentos o sexo. Lo placentero. Por eso hay que encender una emoción en el alumno, que es la base más importante sobre la que se sustentan los procesos de aprendizaje y memoria.
  • Nos estamos dando cuenta, por ejemplo, de que la atención no puede mantenerse durante 50 minutos, por eso hay que romper con el formato actual de las clase
  • Sabemos que para que un alumno preste atención en clase, no basta con exigirle que lo haga. La atención hay que evocarla con mecanismos que la psicología y la neurociencia empiezan a desentrañar. Métodos asociados a la recompensa, y no al castigo.
    También podéis encontrar interesantes ideas sobre este tema en los siguientes enlaces: